recibe mañana a las 12 horas al Sevilla

‘Las presidentas” del Sani quieren el ascenso

María Jesús y Angelines, colaboradoras del club bilbaino desde hace años, ven factible la remontada ante el sevilla

Un reportaje de Juan Carlos Grande - Sábado, 20 de Mayo de 2017 - Actualizado a las 06:04h

María Jesús Valbuena y Angelines Calvo posan en el campo del San Ignacio.

María Jesús Valbuena y Angelines Calvo posan en el campo del San Ignacio. (J.M.M.)

Galería Noticia

María Jesús Valbuena y Angelines Calvo posan en el campo del San Ignacio.

DEBAJO de la grada del Polideportivo de San Ignacio está el verdadero corazón del equipo bilbaino. En sus entrañas, en un pequeño cuarto, saturado de camisetas, carteles y balones, se reparten las tareas diarias del club y trabajan a destajo, entre otros, Nico, Iñaki, José Luis, Pachón… María Jesús y Angelines. Estas dos últimas son las míticas del Sani. “Las chicas para todo y las dueñas del corral”, como se definen ellas mismas entre risas. Las jugadoras del equipo femenino también se lo recuerdan a ambas cuando pasan a su lado. “Presidentas, presidentas, oeeee, oeeee, oeeee…”. Dos sempiternas y queridas colaboradoras que en sus tiempos libres viven y respiran por y para el San Ignacio. Un trabajo impagable y poco reconocido, aunque la chispa y las miradas que intercambian con las exitosas jugadoras del Sani dejan entrever que hay algo más que cariño. Mañana, con la visita del Sevilla (12.00 horas), María Jesús Valbuena y Angelines Calvo serán las dueñas de la puerta, como también les gusta apodarse a ellas. “Tendré más de una movida. Yo valgo para la puerta. Déjamelo a mí Angelines. Soy un poco borde, lo reconozco. Pero en la puerta es necesario y a mí me da igual. Me encanta la puerta”, comenta María Jesús.

Estas dos mujeres llevan toda una vida pegada al Sani. En un club tan entrañable y cercano como el del barrio bilbaino hacen de todo. “Estuvimos en el campo viejo. Entonces estaba metida en la directiva. Incluso yo fui cuatro años presidenta y también fui jugadora, hace ya cincuenta años. Ahora colaboramos en todo: preparamos la ropa, el agua, los vestuarios, los banderines, pasamos fregona, vamos a por balones… Hay que hacer de todo. Lo que toque. Incluso en los entrenos generalmente siempre estamos. Nos gusta el fútbol y nos gusta ayudar”, enumera María Jesús.

El San Ignacio recibe mañana a las 12.00 horas al Sevilla con el objetivo de remontar el 4-1 con el que regresó de la capital andaluza

Toda una vida en el Sani y esta temporada viven sus mayores éxitos con el fútbol femenino. “El año pasado fue con los chicos y este ha sido el mejor año con ellas porque el grupo es muy especial. Es la primera vez en la historia que el equipo femenino de un club de un barrio obrero, con un presupuesto muy pequeño, juega un play-off de ascenso a Primera”, comenta Angelines. “¿Que si se trata igual a las chicas? Aquí, a todo el mundo por igual. Todos somos del Sani. El otro día ellas estaban en Sevilla y mandaban mensajes a los chicos por el móvil para ver si libraban el descenso en Santurtzi frente al Dínamo. Estamos todos muy unidos. Aunque es verdad que nosotras tenemos mucha relación con ellas. Si hay un problema nos lo contamos”, añade María Jesús.

gran ambienteEl primer roundfrente al Sevilla en esta fase de ascenso cayó del lado andaluz. El Sani, en un desacertado final, se trajo de la capital andaluza un 4-1 en contra. “Yo viajé a Sevilla y nos lo pasamos muy bien aunque se perdió el encuentro. Su campo era un secarral, pegaba por todos los lados, no había agua y regaron el campo dos minutos. Nos felicitaron por el partido. Y yo creo que se las puede ganar bien. Perfectamente, se puede remontar en casa”, asegura María Jesús con determinación.

Sobre las diferencias entre el fútbol masculino y femenino, no dudan de la profesionalidad de las chicas y su gran evolución. “El fútbol femenino va cada día a más. Aquí, apoyo ha habido siempre. Las chicas siempre han estado muy respaldadas, como los chicos, claro. Pero ahora se nota más afición y más respaldo. Ahora mismo, tal y como están estas chavalas, son bastante más constantes que ellos, más maduras. El hombre cada vez tiene menos espíritu de sacrificio y la mujer cada vez más. Hasta hemos llevado a una escayolada a Sevilla”, relata María Jesús.

Así que mañana al San Ignacio le toca remontar los tres tantos de Sevilla porque, como dice Angelines, “yo si me imagino jugar en la Liga Iberdrola, pero queda mucho. Se puede soñar”.

COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Deia se reserva el derecho a eliminarlos.

Más sobre Fútbol

ir a Fútbol »

Últimas Noticias Multimedia

  • ©Editorial Iparraguirre, S.A.
  • Camino de Capuchinos, 6, 5ºC Bilbao
  • Tel 944 599 100, Fax 944 599 120