Un nuevo brote de la fiebre del oro

Por Jon Mujika - Jueves, 27 de Abril de 2017 - Actualizado a las 06:02h

Fernando Fraile, David García, Daniel Idigoras, Manuel García, Rafael Rodríguez, Carlos Cervantes, Galder Sáez y Jesús Salvador. Fotos: Pablo Viñas

Fernando Fraile, David García, Daniel Idigoras, Manuel García, Rafael Rodríguez, Carlos Cervantes, Galder Sáez y Jesús Salvador. (Fotos: Pablo Viñas)

Galería Noticia

Fernando Fraile, David García, Daniel Idigoras, Manuel García, Rafael Rodríguez, Carlos Cervantes, Galder Sáez y Jesús Salvador. Fotos: Pablo Viñas

LA epidemia se extendió por México y Australia;allá en la Tierra de Fuego y en diversos territorios de Estados Unidos, sobre todo Alaska y California. La fiebre del oro fue un rasgo de la cultura popular del siglo XIX y cuando ya se daba por erradicada esa enfermedad,cuando aquel sueño habitaba ya en el país de los imposibles, ¡zas!, reapareció, un nuevo brote, ayer en el Teatro Campos. No porque en la vieja Bombonerase haya encontrado una veta, sino porque ese fue el escenario elegido para el regreso a escena de la cerveza Oro, 105 años después de que comenzase su singladura, allá en La Cervecera del Norte en 1912. Fueron un paradigma en Bilbao. No en vano, llegaron a tener un frontón en sus jardines, servía a domicilio en Navidades, patrocinaba deportistas, organizaba pruebas ciclistas internacionales y llegó a repartir un cargamento de botellines para aplacar la sed en aquel terrible 1983 de las inundaciones. Fue la cerveza de Bilbao y vuelve a reclamar sus tierras, su reinado.

La cerveza Oro regresa a las barras un siglo después de que triunfase de manos de La Cervecera del Norte

Cuenta la historia que la primera cerveza de Bilbao la elaboró el comerciante holandés Pedro Beekvelt,allá en la anteiglesia de Deusto. Él tuvo la primera licencia, en el que el arancel eran 748 maravedíes de vellón por cada barrica vendida. Desde entonces, la cerveza ha ido ganando adeptos en Bilbao. Ayer se comprobó de nuevo viendo el entradón vivido en la cata organizada en el Campos, donde Manuel Garcíay el maestro cervecero Jesús Salvadorejercieron de anfitriones en una tarde en la que además de las notas técnicas -“tiene un color cobrizo intenso debido al pronunciado tostado de la malta. (...) En nariz es intensa, destacan notas de malta tostada como la nuez o el pan de especias (...) En boca combina gran concentración de sabor con una sensación fluida y refrescante. (...) El posgusto es largo y muy agradable. (...) Una cerveza de alta calidad” dice Ferrán Centelles,sumiller de El Bulli en la descripción del paisaje...-, actuaron el artista plástico Gotzon Garaizabaly el músico Ander Garaizabal.Todo fue a pedir de boca.

En esa fiebre cayeron Fernando Fraile, David García, Daniel Idigoras, Rafael Rodríguez, Carlos Cervantes, Galder Sáez, los cocineros Aitor Elizegi, Daniel García, Óscar Callejay Ricardo Pérez;Elsa Gutiérrez, José Mari Amantes, Asun Muñoz, José Félix Ruiz, Sandra Barrutia, Sylvie Lagneaux, cónsul belga, quien acudió a la cata junto a Javier Cano;Óscar del Hoyo, Ángel San Mamed, Pedro Ruiz Aldasoro, Cristina Muñoz, Beatriz Marcos, Alejandro Atxa, Gontzal Azkoitia;Itziar Leale Igor Goikoetxea,en nombre de DEIA;Ibon Laso, Virginia Arostegiy Ritxi Marina, responsable del local Ambigú, Itxaso Palacios, Andoni Zarate, Mikel Garay, Aintzane Urrutia, Garikoitz Gorbeay una larga nómina de sedientos.

COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Deia se reserva el derecho a eliminarlos.

Últimas Noticias Multimedia

  • ©Editorial Iparraguirre, S.A.
  • Camino de Capuchinos, 6, 5ºC Bilbao
  • Tel 944 599 100, Fax 944 599 120