DeiaDeia. Noticias de Bizkaia - Noticias de última hora de Bizkaia, Euskadi e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Deia
Athletic-Betis

Reencuentro con Laporte

El central del Athletic vuelve a medir sus fuerzas esta noche con Rubén Castro, su verdugo en el partido de la primera vuelta en el Benito Villamarín, donde Ernesto Valverde le sustituyó tras el descanso

Un reportaje de Arkaitz Aramendia - Jueves, 27 de Abril de 2017 - Actualizado a las 06:03h

Rubén Castro se bastó en el partido de la primera vuelta para dar los tres puntos al Betis en la visita del Athletic al Villamarín.

Rubén Castro se bastó en el partido de la primera vuelta para dar los tres puntos al Betis en la visita del Athletic al Villamarín. (Foto: Afp)

Galería Noticia

Rubén Castro se bastó en el partido de la primera vuelta para dar los tres puntos al Betis en la visita del Athletic al Villamarín.

LA historia se remonta al 11 de diciembre de 2016. Domingo, 20.45 horas. Se disputaba la decimoquinta jornada de liga y el Athletic visitaba al Betis tras haberse impuesto al Eibar por 3-1 en San Mamés. Mateu Lahoz dirigía el encuentro, adverso para los intereses rojiblancos desde el pitido inicial. No en vano, solo habían transcurrido tres minutos de partido cuando Aymeric Laporte, tras una caída de Rubén Castro en la banda derecha del ataque verdiblanco, protestó la falta con insistencia al asistente de turno. El central vio la tarjeta amarilla y, por ende, quedó marcado a la hora de afrontar el resto de un choque que no acabaría sobre el césped al vivir una de sus noches más aciagas como profesional.

En el único gol del envite, obra de Rubén Castro, suyo fue también el error al no emplearse con contundencia en una pugna aérea que, lejos de establecerse como antirreglamentaria, derivó en el tanto del punta canario en el minuto 19. Pero eso no fue todo. Impreciso y nervioso con el balón en los pies, fuera del partido, Laporte jugó con fuego en otro vis a vis con el propio Rubén Castro, que buscó con una mezcla de astucia y escaso juego limpio la segunda cartulina y consiguiente expulsión del de Agen. No picó en la acción el colegiado, que amonestó al delantero bético por simular la falta, pero Ernesto Valverde, consciente de la situación y del peligro de quedarse con diez jugadores sobre el terreno de juego en cualquier momento, tomó cartas en el asunto tras el descanso. Lekue al campo y Laporte, a la ducha. También San José, sustituido por Vesga.

Hasta ahí llegó la participación de ambos en un partido que, sobre todo, resultó desfavorable para el internacional francés, quien lamentó minutos después de la finalización del encuentro la tarjeta recibida por dirigirse al asistente. “Hay una falta que no es en el minuto 3 y simplemente le pedí explicaciones por ello al linier con educación y con las manos atrás. Quizás incidí demasiado, pero deberían mirárselo también los árbitros, aunque sabemos que son ellos los que mandan y que nosotros tenemos que dedicarnos a jugar”, apuntó cabizbajo el central, quien añadió, sumamente molesto por lo sucedido, que “como el árbitro me tenía cruzado, por decirlo de alguna manera, no ha pitado la falta de Rubén Castro después y de ahí ha venido el gol”.

Laporte, ante los medios de comunicación, también se manifestó acerca de la jugada en la que Rubén Castro buscó su expulsión: “Sabía que Rubén iba a buscarme la roja, porque es bastante perro que digamos, pero el árbitro ha estado listo”. Lo dijo sin intención alguna de ofender al delantero, al expresarse entre risas y sin maldad alguna de por medio, pero hubo quien transformó su frase en un simple y malintencionado “Rubén es un perro”. No le gustó nada al central, que expresó su malestar en Twitter. “Rubén es bastante perro digamos (por su experiencia y con risas) se transforma en “Rubén es un perro seguimos… ¿periodismo?”, escribió Laporte, que vivió una auténtica pesadilla en el Benito Villamarín.

Fue, de hecho, la segunda vez que se quedaba en el vestuario tras el descanso desde su debut con el primer equipo del Athletic en noviembre de 2012. El partido, para olvidar, mostró la peor cara competitiva del de Agen, superado y desquiciado por Rubén Castro en un encuentro en el que el canario se bastó para dar los tres puntos al Betis.

FRENTE A FRENTEEsta noche, en San Mamés, ambos volverán a verse las caras sin ningún tipo de enfrentamiento entre ellos. Lo ocurrido entonces, no obstante, no habrá desaparecido aún de la memoria de Laporte, que experimentó aquella noche sensaciones poco habituales en él, dado su contrastado liderazgo en la defensa rojiblanca.

De vuelta a su mejor nivel en las últimas jornadas, el 4 del Athletic tratará de resarcirse hoy ante Rubén Castro, consumando así su particular revancha deportiva en un envite en el que el ariete verdiblanco será de la partida. Tras partir como suplente el pasado domingo contra el Celta en Balaídos, el máximo goleador en la historia del Betis con un total de 144 dianas oficiales posará como titular en San Mamés. En su mente, además de volver a cantar bingo a costa del Athletic, asoma el reto de convertirse también en el máximo artillero bético en Primera División. Para lograrlo necesita cinco tantos más, al sumar 73 por los 78 marcados en su día por Hipólito Rincón.

COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Deia se reserva el derecho a eliminarlos.

Más sobre Athletic

ir a Athletic »

Últimas Noticias Multimedia

  • ©Editorial Iparraguirre, S.A.
  • Camino de Capuchinos, 6, 5ºC Bilbao
  • Tel 944 599 100, Fax 944 599 120