Jon Fernández Campeón de españa del peso superpluma

“Nada ha cambiado en mí, sigo entrenando a muerte con la misma motivación y ganas”

Jon Fernández mostró una propuesta arrebatadora el viernes en la disputa del cinturón estatal e Ismael García le duró dos asaltos. El vizcaino destrozó a su rival

Una entrevista de Igor G. Vico - Domingo, 23 de Abril de 2017 - Actualizado a las 06:06h

Jon Fernández celebra la victoria.

Imagen de archivo de Jon Fernández celebrando una victoria. (Foto: Juan Lazkano)

Galería Noticia

Jon Fernández celebra la victoria.

Bilbao- “Tengo el ojo puesto en la próxima pelea, la que tengo en Canastota, en Estados Unidos. Ese es mi próximo reto”, cuenta Jon Fernández (Etxebarri, 1995). El púgil vizcaino, casi sin tiempo para mascar su victoria en el campeonato de España del peso superpluma con un triunfo inapelable sobre Ismael García, piensa en seguir trabajando y en su progresión. Mañana volverá al trabajo y meterá sesiones de “descanso activo”. Jon Fernández es pura adrenalina.

Ya es campeón de España del peso superpluma. Reto conseguido. ¿Qué se le pasa por la cabeza?

-Estoy muy contento. La verdad es que nos salió todo del modo en el que lo teníamos planeado. El guion salió muy bien.

Hay una dedicación diaria y plena detrás. ¿Esto es un premio al trabajo?

-Está claro que las cosas están saliendo, pero es porque yo llevo trabajando mucho tiempo. Entreno todos los días como si fueran el primero, con las mismas ganas y la misma ilusión.

¿Esperaba que la pelea contra Ismael García fuera más dura, con más asaltos?

-La verdad es que sí. Sabíamos que era un adversario que iba a venirse hacia adelante aunque recibiera golpes. Así fue. Decidió no salir en el tercer asalto.

¿Qué es lo que observa o cambia en su modo de afrontar el segundo asalto, al que saltó mucho más agresivo y expeditivo que en el primero?

-Al final, un boxeador, aunque salga al cien por cien, no puede ir a tirarlo todo en el primer asalto, porque son diez y hay que ver qué trae el rival. Imaginábamos que iba a ir a sacar muchos golpes, más de los que sacó, pero, una vez que calibré la distancia y la velocidad, me sentí muy a gusto y empezó a fluir todo.

En junio tiene otra prueba más en Estados Unidos.

-El 9 de junio iré a Canastota a pelear otra vez por Showtime. Es otro paso más. Ahora, me toca preparar la pelea a conciencia.

En un solo un año, su carrera ha dado un giro completo. ¿Están sucediendo todas las cosas tan rápido como parecen para usted?

-Quitando mi situación de entrenar y del día a día, sí que ha cambiado todo un montón: he ido a Estados Unidos, gané a Micha el campeonato del mundo júnior, ahora he ganado el campeonato de España, estoy peleando en la tele... Han pasado todas esas cosas, pero en mí no ha cambiado nada. Entreno a muerte con la misma motivación y las mismas ganas. Los retos son los que hacen que me levante todos los días temprano a correr o que dé más golpes al saco de lo normal.

El día a día de Jon Fernández sigue siendo el mismo.

-O, incluso, más duro. Sabía que desde que me marchara a Estados Unidos, los rivales iban a ser de más nivel y, por ello, si cabe, entreno más duro.

¿Cómo gestiona la expectación que crea su figura como boxeador y como campeón de España?

-Eso es bueno. No es solo que la gente esté pendiente de mí, sino que está pendiente del boxeo. Eso es lo que tiene que pasar para que crezca este deporte. También genera un poco de responsabilidad, porque parece que tengo que ganar las peleas con matrícula de honor. Si las gano con un sobresaliente tampoco pasada nada.

Ha conseguido otra matrícula, otro K.O. y van diez seguidos.

-Es una cosa que me alegra, pero tampoco la voy buscando. Siempre me preparo para la distancia y sé que puedo llegar al final con garantías.

En el ring del Bilbao Arena se le vio rapidísimo. Un huracán.

-La verdad es que sí. Yo también me lo noté. En cada pelea que pasa me voy encontrando mejor. Todo el trabajo que tengo acumulado se va notando. En cada cita me siento que estoy un puntito mejor que la anterior. El viernes, en el calentamiento, ya me noté muy rápido y muy fuerte.

A pocas semanas de la pelea contra Ismael García cambió su residencia de Bilbao a Madrid y empezó a trabajar con Tinín Rodríguez. ¿Eso le afectó o le supuso un plus?

-Si me afectó, fue para bien. Psicológicamente me sentí muy a gusto. Después, en el tema del boxeo, sí que hicimos hincapié en cuestiones que no había trabajado tanto. En tema de reflejos y capacidad de reacción me noté mejor. Me he sentido muy bien y me he encontrado muy cómodo.

COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Deia se reserva el derecho a eliminarlos.

Más sobre Otros deportes

ir a Otros deportes »

Últimas Noticias Multimedia

  • ©Editorial Iparraguirre, S.A.
  • Camino de Capuchinos, 6, 5ºC Bilbao
  • Tel 944 599 100, Fax 944 599 120