Veterana esencia verdinegra

sergi vidal cumple en el joventut, en el que vive su segunda etapa tras 15 años fuera, con el rol de ejemplo en la pista y fuera de ella

Un reportaje de Roberto Calvo - Sábado, 22 de Abril de 2017 - Actualizado a las 06:04h

Sergi Vidal es a sus 36 años una referencia para las nuevas generaciones de la Penya.

Sergi Vidal es a sus 36 años una referencia para las nuevas generaciones de la Penya. (Foto: ACBPhoto)

Galería Noticia

Sergi Vidal es a sus 36 años una referencia para las nuevas generaciones de la Penya.

SERGI Vidal regresó al punto de salida para recorrer las últimas casillas de su carrera. El alero de Badalona debutó con el Joventut en la Liga ACB con 18 años en la temporada 1999-2000, jugó un solo partido con una plantilla que dirigía Alfred Julbe. Ese día, ante el Estudiantes, también vistieron la camiseta verdinegra Raúl López y Álex Mumbrú. Desde aquel encuentro hasta el siguiente que Vidal jugó en la máxima categoría con el club en el que se había formado transcurrieron quince años. “Es curioso aparcar el coche y notar el mismo olor que sentías cuando eras uno crío y entrenabas aquí”, fueron las sensaciones que describió en los primeros pasos de esta segunda etapa en la Penya que comenzó en 2014 y se prolongará al menos hasta 2018.

Y es que ahora que ha vuelto y cuando ya ha cumplido 36 años, no quiere irse de nuevo. En su momento, hace tres lustros, quizás su salida no fue bien asimilada, pero ahora Sergi Vidal se ha convertido en un guardián de las esencias verdinegras en el equipo de la Liga Endesa que más jugadores tiene de su propia cantera. Esta temporada forma pareja de capitanes con Albert Ventura, tomando el papel que tenía Nacho Llovet, y junto a Albert Miralles, que también había regresado al Joventut un año antes, o Luka Bogdanovic, que lo ha hecho este año, ejercen de veteranos, de tutores de todos esos jóvenes que quieren recorrer el camino hacia el primer equipo y asentarse en él como Alberto Abalde, José Ignacio Nogués, el joven macedonio Nenad Dimitrijevic o el vizcaino Xabi López-Arostegui, que ha entrado en varias convocatorias, pero aún no ha debutado.

Vidal vivió una etapa brillante de nueve temporadas en el Baskonia con el que aspiró a todos los títulos y ganó dos Ligas, cuatro Copas y fue dos veces subcampeón de la Euroliga. En verano de 2009 fichó por el Real Madrid y desde entonces su protagonismo descendió, salvo la campaña 2011-12 que jugó en el Gipuzkoa Basket. Allí coincidió con Javi Salgado y Sito Alonso en la que fue la mejor temporada de la historia del equipo donostiarra y la suya particular.

El alero badalonés fue elegido en el mejor quinteto del curso y eso le permitió volver a otro equipo de gran nivel como el Unicaja donde volvió a apagarse su brillo. Eso fue lo que le convenció para aceptar la oferta del Joventut, que quería recuperar sus señas de identidad tras unos años con plantillas irreconocibles. A fe que lo ha conseguido Sergi Vidal, que es el quinto jugador que más minutos está disputando con casi 29 de media y una pieza esencial para Diego Ocampo por su facilidad para hacer un poco de todo y, ante todo, contagiar su carácter a sus compañeros. Al final, después de diecisiete temporadas en la Liga Endesa, de las que solo en tres no jugó el play-off, es el quinto jugador en activo con más minutos, solo por detrás de Felipe Reyes, Juan Carlos Navarro, Álex Mumbrú y Fernando San Emeterio, y el cuarto con más partidos, 576.

COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Deia se reserva el derecho a eliminarlos.

Más sobre Baloncesto

ir a Baloncesto »

Últimas Noticias Multimedia

  • ©Editorial Iparraguirre, S.A.
  • Camino de Capuchinos, 6, 5ºC Bilbao
  • Tel 944 599 100, Fax 944 599 120