grupo de folk gallego

Milladoiro: "El folk corre peligro de desaparición si no se protege"

Tras superar los 35 años de vida, el grupo musical actúa hoy en el Teatro Arriaga de Bilbao, con Mafalda Arnauth como vocalista invitada

Andrés Portero - Miércoles, 14 de Octubre de 2015 - Actualizado a las 06:03h

El grupo gallego tocará en el Arriaga y subirán al escenario acompañados por voces femeninas.Foto: DEIA

El grupo gallego tocará en el Arriaga y subirán al escenario acompañados por voces femeninas.Foto: DEIA

Galería Noticia

El grupo gallego tocará en el Arriaga y subirán al escenario acompañados por voces femeninas.Foto: DEIA

BILBAO- La importancia de Milladoiro en la recuperación y supervivencia del folk gallego y en su estado actual es similar a la de Oskorri en Euskal Herria y The Chieftains y The Dubliners en Irlanda. El veterano grupo, que ha superado los 35 años de carrera, actuará hoy en el Arriaga de Bilbao. Grupo eminentemente instrumental, en este concierto contará con la voz invitada de la portuguesa Mafalda Arnauth. “Nos halaga que nos comparen con Oskorri y The Chieftains. Son amigos y la admiración es mutua”, asegura la banda al DEIA.

¿Cómo se resiste más de 35 años con un proyecto alejado de las ‘radio fórmulas’ y las cambiantes modas?

-Aferrándonos a la música, que es la razón por la que nos dedicamos a esto.

Dicen que surgieron en una época “en color sepia”, en “días oscuros y de pobreza socio-ambiental”. ¿Hemos vuelto al pasado en este siglo XXI en más de un aspecto?

-Yo creo que aquella época no es comparable con los momentos actuales. Los avances en todos los sentidos son evidentes e irreversibles, aunque no necesariamente para mejor en todos los casos.

¿El objetivo sigue siendo el mismo del inicio: buscar la belleza detrás de cada pentagrama?

-La música es belleza y si no es así no es música. Estamos eternamente persiguiendo la belleza, no solo en la música. Aunque, eso sí, la belleza es un concepto subjetivo.

Siempre se habla de ustedes como ejecutores de música gallega de sonidos celtas. Sería como partir de lo propio y de la raíz, pero levantando la vista al exterior y dejándose influenciar.

-El objetivo ha sido siempre construir un espacio sonoro para nuestro país. Y ahí nos gusta abrir el abanico, aunque dentro de nuestro propio sello estilístico.

Recuerdo que participaron en un homenaje a The Beatles. ¿En ese caso no hubo barreras?

-Nos lo propusieron y nuestra vanidad nos impidió decir que no, como comprenderás. No conozco a nadie que estuviera dispuesto a renunciar a tal honor.

Algunos les llegan a equiparar con The Chieftains. ¡Menudo piropo!

-Nos halaga mucho tal comparación. Siempre los hemos admirado y creo que la admiración es recíproca pues hemos compartido muchos escenarios y grabaciones con ellos, habiendo sido sus invitados en la celebración de su 25 aniversario en una serie de conciertos celebrados en Teatro Gaiety de Dublín, hace ya bastantes años. La relación y admiración mutua viene de lejos.

A mí siempre me ha gustado evaluar su importancia en Galicia con la de Oskorri en Euskal Herria. ¿Qué les parece la comparación?

-Magnífica, nada puede halagarnos más. Hemos compartido escenarios y mesas. Creo que es un gran referente en la música folk, tradicional, de raíz o como quieran llamarla. Además, son nuestros amigos, a los que por cierto hace mucho que no vemos y desde aquí les mandamos un fraternal abrazo.

Oskorri está inmerso en la gira de separación. ¿Cómo está de salud Milladoiro, sin alguno de sus fundadores y con varias generaciones en su seno?

-Tuvimos mucha suerte de poder mantener la formación original más de treinta años, aunque las circunstancias de la vida a veces te obligan a hacer algunos cambios. Ahora tenemos dos generaciones, la de los fundadores y la de tres jóvenes que en el fondo fueron amamantados con Milladoiro para cuando llegara la hora del relevo. Esta situación ha sido absolutamente normal, nada traumática para el grupo. Seguimos en plena forma.

¿Qué les parece el disco gallego de Kepa Junkera con músicos de su comunidad?

-Inicialmente estábamos invitados por Kepa pero al conocer el elenco de músicos que participaban declinamos la invitación. Ahora los discos parecen ferias, se apunta todo el mundo y nosotros esa historia tan coral no la compartimos. Pero él es un gran músico y supongo que sabe lo que hace.

¿El folk gallego actual sería posible sin Milladoiro? ¿Habrían existido proyectos como los de Luar na Lubre, Cristina Pato, Faltriqueira o Berrogüetto o habría desaparecido o quedado reducida a la familia, la aldea o las labores del campo?

-A las primeras preguntas permíteme que no respondamos pues creo que no corresponde a Milladoiro hacer tal evaluación. En cuanto a las otras, sí, estoy seguro de que las músicas tradicionales o de raíz corren evidente riesgo de desaparición si no se hacen lecturas actualizadas de las mismas. La familia, como se entendía antaño, está en retroceso y las aldeas y las labores del campo… ¡qué te voy a decir! Por lo tanto, sí hay peligro de extinción si no se protege.

Han recibido múltiples premios, entre ellos la Medalla de Oro de la Xunta. Por ‘facer país’. Un país en perpetua construcción, según ustedes. El ajuste de algunas comunidades históricas (en su ámbito cultural y musical, también) parece seguir abierta en el Estado español.

-Bueno, se pueden discutir muchas cosas sobre la política territorial de España pero nunca sobre el hecho diferencial de sus culturas y lenguas.

Tras ‘A quinta das lágrimas’, que tiene ya un lustro, no han grabado ningún disco. ¿Por qué?

-No teníamos ganas. Este próximo mes de diciembre sacaremos un nuevo disco grabado en directo y existen ya algunos proyectos más para 2016.

¿Cómo será el concierto de hoy? La novedad principal es que la lusa Mafalda Arnauth actuará con ustedes como cantante invitada.

-El concierto será, aunque suene redundante, un concierto de Milladoiro. Los que nos conocen saben perfectamente lo que se van a encontrar porque las colaboraciones en conciertos y grabaciones han sido mayoritariamente voces femeninas. Y siempre voces excelentes, según nuestro juicio. Y Mafalda es una de ellas.

COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Deia se reserva el derecho a eliminarlos.

Más sobre Cultura

ir a Cultura »

Últimas Noticias Multimedia

  • ©Editorial Iparraguirre, S.A.
  • Camino de Capuchinos, 6, 5ºC Bilbao
  • Tel 944 599 100, Fax 944 599 120